VaDeCine.es: Tu magazine on-line sobre cine con críticas, entrevistas y artículos.

     
El vuelo
Escrito por Dr. Manhattan   
Viernes, 01 de Febrero de 2013


Valoración espectadores: 6.00

alt

Valoración de VaDeCine.es: 4

Jack Reacher (Christopher McQuarrie, 2012)Título original: The Flight
Nacionalidad: EE.UU.
Año: 2012 Duración: 138 min.
Dirección: Robert Zemeckis
Guión: John Gatins
Fotografía: Don Burgess
Música: John Gatins
Intérpretes: Denzel Washington (Whip Whitaker), Nadine Velazquez (Katerina Marquez), Tamara Tunie (Margaret Thomason), John Goodman (Harling Mays), Brian Geraghty (Ken Evans), Kelly Reylly (Nicole).

Trailer

Tres películas animadas después, Robert Zemeckis vuelve a la imagen real, aquella que dejara apartada en el año 2000 con Náufrago. Un realizador de renombre en Hollywood, bien asentado en la industria, rodeado de buenos amigos-actores y de maneras acomodaticias; sin duda, uno de los mejores representantes de esa escuela ficticia de cine familiar del buen ver, que tantos adeptos suele captar para su causa. Con El vuelo afronta un tema espinoso, el del alcoholismo, pero haya tranquilidad que lo espinoso del asunto quedará sepultado bajo el temible manto de la moralina y la corrección política. Por si quedaba alguna duda al respecto.

La secuencia de apertura es una perfecta muestra del tono que empleará la cinta. En ella, el protagonista, Whip Whitaker, interpretado por Denzel Washington, dialoga en el amanecer de una habitación cualquiera con su amante desnuda. Con visibles signos de resaca, por último se mete un par de rayas para despejarse y encarar su agobiante jornada laboral: nada menos que la comandancia de un vuelo que se antoja complicado (por las adversas condiciones meteorológicas, entre otras cosas). El exceso, el capricho y la broma recurrente; el desenfado y el aquí no pasa nada, la escasa auto-reflexión y la ausencia de seriedad general son los síntomas de una enfermedad que no se puede curar con una simple redención final, sino que exige de un trabajo y constancia anterior que aquí no hacen conato de asomar.

alt

Es evidente la capacidad de Zemeckis para exaltar la tensión, el miedo o el despiporre (casi siempre, esto último) de sus personajes; para maniatarlos alrededor de su cámara y llevarlos desnudos al sano terreno de la diversión desenfrenada, o del acongoje más impostado. Que se trata de un buen artesano en el arte de la puesta en escena no cabe ninguna duda una vez contemplada la impresionante secuencia de caída y aterrizaje del avión que pilota Whitaker. Pero sobre su esencia manipuladora y su escasa capacidad para encarar la ambigüedad de una problemática que va mucho más allá del gesto torcido y la mirada purificadora (en una notable interpretación de Denzel Washington, como se podía esperar), quedan serias dudas. De hecho, los pocos personajes secundarios que hay quedan relegados muy por debajo de la prominente figura principal, y cuando son utilizados, no es sino para reforzar la ya de por sí subrayada perspectiva del mismo, lo cual no habla demasiado bien de su capacidad para dibujar roles creíbles.

alt

No parece muy de recibo que durante 130 minutos se alardee de excesos, se ría uno incluso de ellos (y con ellos) -desternillante las tomas en las que aparece, de improvisto, andrajoso y reproduciendo en sus oídos a sus satánicas majestades, un John Goodman en estado de gracia- para, en los últimos 8, intentar enmendar un asunto que de ninguna manera se podía ir de las manos. Un giro que ni siquiera es tal, porque no por esperado resulta menos lamentable; un reconocimiento de la vergüenza que llega demasiado tarde. De haber llegado hasta el final, de haberse plasmado ese imposible y cruel engaño para con la sociedad del bienestar y los buenos modales, al menos hubiera quedado como una broma graciosa y con cierta sorna; de esta manera, queda como la constatación de que la seriedad, en la marca Hollywood, tiene el estigma de confundirse con un evidente y ya demasiado sonado conformismo así como de erigirse en un perfecto muestrario conservador.

Compartir
Comentarios (0)
¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios! Crea tu usuario pulsando este enlace.
 
VaDeCine.es en Twitter VaDeCine.es en Facebook