Un viaje en avion de 9 horas da para ver muchas cosas. Entre ellas esta película. Es bueno saber que tras toda la parafernalia que acompaña a Zack Efron hay un más que digno actor de comedia, que por cierto se ríe bastante de sí mismo aquí.