VaDeCine.es: Tu magazine on-line sobre cine con críticas, entrevistas y artículos.

     

Listado de videoteca por letra inicial

Arrugas
Escrito por Barry Lyndon   
Viernes, 13 de Abril de 2012


Valoración espectadores: 9.33

Valoración de VaDeCine.es: 9.5

Título original: Arrugas
Nacionalidad: España
Año: 2011 Duración: 80 min.
Dirección: Ignacio Ferreras
Guión: Ángel de la Cruz, Paco Roca, Ignacio Ferreras, Rosanna Cecchini (Cómic: Paco Roca)
Fotografía: Animación
Música: Nani García
Intérpretes: Animación

Página Web
Trailer


Resulta significativo que, recién saboreado el film, haya descolgado el teléfono para hablar con mis abuelos. Realmente, no hay nada en esta obra que no sepamos sobre la vejez, ni tampoco es que sea ahora cuando percibo lo limitado de mi tiempo con ellos, pero sí es cierto que la soberbia construcción de esta gran película viene a recordármelos con la suficiente clase y brillantez como para no ignorar la urgencia de proyectarles todo mi cariño de inmediato. Y es que, ¿por qué negarlo?, la conmovedora adaptación de Ferreras -a partir del sobresaliente cómic de Paco Roca- me ha arrancado alguna lágrima. Su discurso habla desde el corazón y llega al del espectador, y todo ello sin recurrir a efectismos baratos ni burdas artimañas sentimentales, sino apelando a la delicadeza, la distinción y una credibilidad absoluta. Porque es ésta una cinta profundamente humana y compleja, rebosante de amor y de amistad, que recoge la esencia del hombre, y que, definitivamente, cristaliza en un colosal tratado sobre la vida y su inevitable ocaso, ilustrando sin tapujos acerca de nuestro seguro destino, la ancianidad, si es que tenemos la suerte, o la desgracia, de aguantar muchos años en el camino.


He querido cerrar el anterior párrafo contemplando la posibilidad de que un largo tránsito en este Mundo no sea precisamente un motivo para sentirse afortunado, máxime si se produce en disminución de facultades y sufriendo las más crudas consecuencias físicas, psicológicas y sociales de la decrepitud. Y lo he remarcado porque es ésta una cuestión que gobierna buena parte de la película, lanzándonos preguntas que algún día muchos de nosotros habremos de afrontar: ¿qué hacer cuando los años pasan y ya no podemos seguir el ritmo?, ¿llegará la postergación tras haberlo dado por los hijos?, ¿cuál es el sentido de esto que llamamos vida?; unas reflexiones que son recogidas en el magnífico catálogo de cuidados personajes diseñados para esta tierna exposición que fluye con coherencia entre momentos divertidos y pasajes bastante crudos.

En efecto, la película es amable y pretendidamente dura a la vez, pero no se deja ahogar por el pesimismo; al menos no lo hace respecto a ese resquicio de fraternidad que nos podría hacer dignos de perpetuarnos como especie (sí, a veces lo pongo en duda). Es por ello que la cinta guarda varios ases en la manga, manteniendo una partida de cierto suspense con el espectador hasta su remate catártico. Y he aquí otro detalle que hace acto de presencia en su desarrollo: fallando la cabeza, cuando planea la sombra de la senectud, no todo es lo que parece, con lo cual la historia perturba, conmueve y funciona al hacernos partícipes activos de la evolución, la desconfianza y la frustración de sus protagonistas. En definitiva, al sumergirnos con total destreza, como aspira toda obra cinematográfica, en una historia que es o será la nuestra algún día, recogiendo todas las perspectivas en sus personajes, desde las más cínicas hasta a las más abnegadas, rebeldes o resignadas, repasando las distintas etapas de la existencia.


Engalanada con un aura de misterio nacido de las dudas y la marcada personalidad de sus protagonistas, la milimétrica narración saca excepcional partido de ello y se desenmaraña con habilidad hasta su logrado clímax emotivo, forjándose así una atmósfera sencillamente perfecta para un relato redondo, necesario e imprescindible que desemboca en una verdadera joya de la animación patria; una maravilla de aspecto minimalista, fiel al trazado original y desmarcada visualmente del modelo yankee para acercarse mucho más al anime japonés (Ferreras reconoce como referentes a Bebo Takahata y Sathosi Kon) y al europeo Sylvain Chomet, pero que encierra toda la complejidad que -nuevamente- por fortuna o desdicha, nos otorga nuestra inteligencia y el saber (otra cosa es aceptarlo) que aquí estamos sólo de paso, y muy pocos años en plenitud de fortaleza.


Tags: Arrugas  
Compartir
Comentarios (2)
  • Dialoguista  - Excelente!!!

    Lo dijiste todooo!!! La peli es extraordinaria, ni más ni menos. Un lujo!!! Tiene todos los ingredientes, como bien mencionaste. A mi también me recordó a Chomet, por esto de la temática.
    Y en cuanto a tus replanteos, creo que mientras haya amor en cualquiera de sus formas, la vida es grata, aún con las facultades dañadas. Y eso muestra un poco la película, con una gran sentido de la amistad.
    Me alegra que la hayas disfrutado tanto como yo. Saludos :)

  • Ringo Kid  - El final del trayecto

    La vejez, se podría definir como el último trayecto de nuestro viaje por la vida, y al que todos queremos llegar con la mayor dignidad, a ser posible en pleno conocimiento y mucho mejor acompañados. Pues es ley de vida, que casi todos vamos a tener que realizar esa parte del trayecto. Pero al llegar a cierta edad corremos el riesgo de que nos acompañe un pasajero de nombre alemán llamado Alzheimer, que se meta en nuestras cabezas y nos haga olvidar parte del camino recorrido anteriormente.
    Este largometraje de animación trata sobre dos pasajeros, que bien por voluntad propia o por voluntad de sus familiares, coinciden en el vagón (residencia, asilo, centro de día) de los que están llegando a su destino. Ellos son Emilio y Miguel, uno es recién llegado y otro ya lleva tiempo, por lo que ejerce de guía y relaciones publicas del vagón. Variopintos son los personajes que se encuentran allí, cada uno con sus simpáticos desvaríos, incluso nos podemos encontrar con una historia de amor, de amor verdadero y eterno.
    La historia esta contada con el respeto que da saber que algún día nosotros seremos los protagonistas, con algún que otro toque de humor para hacerlo más llevadero, con sus momentos trágicos, con sus escenas tiernas. Si habéis estado en alguna residencia para personas mayores, seguro que cuando la veáis pensaréis lo mismo que yo, que esa residencia es igual a la que vosotros soléis ir.

¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios! Crea tu usuario pulsando este enlace.
 
VaDeCine.es en Twitter VaDeCine.es en Facebook
Críticas