VaDeCine.es: Tu magazine on-line sobre cine con críticas, entrevistas y artículos.

     

Listado de clásicos por inicial

La gata sobre el tejado de zinc
Escrito por Inmafun   
Viernes, 03 de Octubre de 2008


Valoración espectadores: 8.15

Valoración de VaDeCine.es: 8.9

ImageTítulo original: Cat on a hot tin roof
Nacionalidad: Estados Unidos
Año: 1958 Duración: 108 min.
Dirección: Richard Brooks
Guión: Richard Brooks, James Poe
Fotografía: William Daniels
Música: Charles Wolcott
Intérpretes: Paul Newman (Brick), Elizabeth Taylor (Maggie), Burl Ives (Harvey), Jack Carson (Cooper), Madeleine Sherwood (Mae), Judith anderson (Ida)

 

Resulta inverosímil que una lujosa y vasta mansión pueda llegar a convertirse en un claustrofóbico escenario en el que mantener una conversación privada sea de todo menos fácil. El desencadenante es que el bullicioso clan de los Pollit al completo se ha desplazado hasta allí para celebrar el sesenta y cinco cumpleaños del abuelo Harvey (Burl Ives) al que, tras un completo chequeo, le ha sido diagnosticada una inminente enfermedad terminal. De modo que sus dos hijos, Cooper (Jack Carson) y Brick (Paul Newman), sus respectivas esposas, Mae (Madeleine Sherwood) y Maggie (Elizabeth Taylor) y los insufribles vástagos del primero, se personan en la residencia familiar para rendir homenaje al moribundo patriarca.

Image

Cooper, abogado de profesión y de carácter aparentemente dócil, lleva una vida modélica. Siempre se ha dejado guiar por los consejos de su padre. Sin embargo, la suculenta herencia del abuelo es el motor en torno al cual gira la complaciente actitud de éste. Su esposa Mae, cual hiena rastrera, manipuladora y envidiosa, se deshace en halagos para ganarse el favor y la herencia del viejo. Ella y su numerosa prole nos regalan los momentos más irónicos de la cinta, llegando incluso a provocar en el espectador la vergüenza ajena en incontables ocasiones.

Image

Por otro lado, encontramos a Brick, huraño ex jugador de rugby venido a menos que se ha dado a la bebida como vía de escape a su insufrible existencia. Su mujer,  Maggie,  goza de la predilección de Harvey, sin embargo es repudiada por su marido. Ella sacará las uñas y, determinada a no aceptar su rechazo, tratará de recuperar el amor de Brick sacando toda su artillería pesada. Y es que este matrimonio soporta una pesada carga. El fantasma de Skipper, fiel compañero de Brick fallecido de manera trágica, envenena la relación y siembra la duda y los celos en la pareja. La homosexualidad queda latente en la historia, que de manera implícita se deja entrever, que no mostrar, debido al lastre de la censura.

Richard Brooks nos concede el privilegio de acercarnos a una historia imperecedera, una historia por la que los años pasan sin hacer mella alguna. Tomando como ingredientes principales las relaciones familiares, el peso del pasado, la culpa y lo vacuo de las posesiones materiales como pasaporte a la eternidad, el director hace del diálogo el pilar maestro sobre el que se asienta la película. De profundidad envidiable, son los personajes los encargados de elevar a la categoría de obra maestra el guión de esta cinta. Liz Taylor se transforma en un derroche de sensualidad femenina y despecho en un papel que la transportaría a la categoría de diva de Hollywood. Qué decir de Paul Newman.  Nos brinda una actuación insuperable. Lo atractivo de su personaje radica en el halo de misterio e indolencia del que hace gala. Su mirada nos hace partícipes de una escena sublime en la cual, los ojos del tristemente fallecido actor se arrasan de unas contenidas lágrimas que hacen que el espectador tome consciencia del dolor interno de Brick.

Esta soberbia adaptación del clásico de Tennessee Williams fue definida a la perfección por Haro Tecglen: "una reminiscencia de la grandeza de la tragedia griega en el sur de Estados Unidos, un cruce de pasiones y emociones, de odios, asco, ambición, dominio y posesión...". 
Fueron seis las nominaciones a los Oscar que obtuvo esta cinta, entre ellas la de mejor actor para Paul Newman, que nos regaló una más de sus memorables actuaciones. El mito de los ojos azules ya forma parte de la historia del cine. Por fortuna su legado permanecerá ajeno al paso del tiempo y nos hará seguir vibrando con la mirada más hermosa de este mágico invento que es el cine.

Compartir
Comentarios (6)
  • Charlotte

    Cuando salen tod@s es@s pseudo-actores/actrices por las alfombras rojas, creyéndose verdaderos actores/actrices, deberían ver esta película para entender el porqué muy pocos pueden llamarse estrellas: que grandísimo Paul Newman, sin apenas diálogo se como la cámara en cada plano; y soberbia Elizabeth Taylor, como muy pocas, lástima que las multitudinarias exaltaciones no vendrán hasta su muerte...

    He visto esta peli unas cuantas veces, y nunca me he percatado de la homosexualidad implícita de la que hablas. Siempre he entendido que Skipper tuvo una aventura con Maggie y Brick lo(s) descubrió(pilló)... ¿Tú te referías a que el lio era entre Skipper y Brick?

  • Inmafun

    Hola Charlotte!!!

    En la obra de Tennessee Williams la homosexualidad de Brick es totalmente explícita, pero la peli está "capada" debido a la rígida censura de la época.

    Sin embargo, se deja entrever que Brick siente algo muy fuerte por Skipper, casi más que por Maggie. De ahí los celos de Brick cuando comienza a sospechar que su mujer y su mejor amigo están liados. Realmente está más celoso por Skipper que por Maggie, ya que a ella comienza a verla como un obstáculo entre ambos. De ahí que la repudie de manera tan brutal.

    Besos!!!

  • Charlotte

    Aaaaah... no he leido la obra original, por eso no entendía a que te referías. Sólo viendo la película se entiende que Brick siente algo muy fuerte por Skipper, pero yo pensaba que todo dentro del terreno de la amistad.

    Ahora tengo mucha curiosidad por leer la versión de Williams! Gracias por abrirme los ojos!!! Un besu!

  • Anónimo

    Versión? U original más bien?

  • Charlotte

    Perdón: La obra ORIGINAL de Williams.

  • may

    hola:) yo tampoco vi nada sobre homosexualidad implicita.. será cosa de la adaptación como dices.. no he leido la obra original..

    lo q si me hizo gracia..es q vi la pelicula en versión original, pero en algun momento le daba a la versión doblada para ver como la destrozaban.. y me llamó mucho la atención en una escena que en v.o. habla sobre la mentira que es la iglesia tb, pero en la versión doblaba en ningun momento menciona a la iglesia..sino a la gente en general..

    no es fuerte???

    saludos;)

¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios! Crea tu usuario pulsando este enlace.
 
VaDeCine.es en Twitter VaDeCine.es en Facebook
Críticas