VaDeCine.es: Tu magazine on-line sobre cine con críticas, entrevistas y artículos.

     

Listado de clásicos por inicial

Horizontes Lejanos
Escrito por Herbert West. Colaborador   
Domingo, 05 de Agosto de 2012


Valoración espectadores: 8.00

Valoración de VaDeCine.es: 8

Anthony Mann, 1952Título original: Bend of the River
Nacionalidad: Estados Unidos
Año: 1952 Duración:  91 min.
Dirección: Anthony Mann
Guión: Borden Chase
Fotografía: Irving Glassberg
Música: Hans J. Salter
Intérpretes: James Stewart (Glyn Mc Lyntock), Arthur Kennedy (Emerson Cole), Rock Hudson (Trey Wilson), Julie Adams (Laura Baile)

Trailer

Las condiciones de extrema dureza soportadas por los colonos americanos en su afán de encontrar unas tierras donde asentarse en el implacable salvaje oeste han sido plasmadas en el séptimo arte en multitud de ocasiones, pero, sin duda, sería el maestro Anthony Mann quien más y mejor empeño pondría en ello. A través de una puesta en escena fabulosa y con su particular destreza a la hora de rodar en exteriores, atribuye a ese paisaje desolador la categoría de personaje, por momentos, principal protagonista. Esta seña de identidad quedaría más que reconocible en Horizontes Lejanos, desarrollada como una road movie “de carretas” sería uno de sus westerns célebres, probablemente, junto a Winchester 73, el más redondo de los once que dirigió.

Glyn McLyntock es el encargado de conducir una caravana de colonos hacia Oregón, donde esperan encontrar las tierras soñadas donde establecerse. Durante el trayecto salva de ser ahorcado a Emerson Cole, un hombre con un turbulento pasado parecido al del propio Glyn. El nuevo compañero de viaje decidirá unirse al grupo para ayudar en tan complicada empresa…

alt

Anthony Mann volvió a contar con dos figuras de cierta importancia en su carrera; por un lado el prestigioso guionista Borden Chase quien firmaría una vez más un libreto excepcional (tercera participación con Mann), y por otro lado tenemos a su actor fetiche James Stewart, al que hizo participe de sus películas en ocho ocasiones; en esta oportunidad, el protagonista de Colorado Jim encarna a un hombre que, con una deuda pendiente con la sociedad, huye de su pasado y pretende redimirse de sus fechorías ayudando a un grupo de colonos con los que anhela comenzar una nueva vida. Como antítesis tenemos al personaje interpretado por Arthur Kennedy que, aun partiendo de orígenes parecidos, no le será fácil desvincularse de su vida anterior y volverá a optar por el camino de la felonía. Resulta, así, destacadísima la evolución de ambos personajes a lo largo del film, similar en sus inicios pero muy diferente en su conclusión. Progresión que se va fraguando paralelamente a esta magnífica epopeya donde las relaciones humanas se vuelven protagonistas, así, la amistad, la fidelidad y la solidaridad son valores que para el realizador ganarán la partida moral a la codicia, la corrupción e incluso a los prejuicios.

alt

Aunque podríamos echar en falta un desenlace más consistente, además de un mayor empaque en algún que otro personaje secundario, estamos ante un western de aventuras más profundo de lo que deja intuir la aparente sencillez de su mensaje, con escenas memorables y frases míticas (inolvidable al capitán Mello y su “Nunca debímos abandonar el Mississippi…”). Razones más que suficientes para acercarse a este clásico imperecedero, paradigma del cine existencialista propuesto por Mann a lo largo de su carrera.


Compartir
Comentarios (0)
¡Sólo los usuarios registrados pueden escribir comentarios! Crea tu usuario pulsando este enlace.
 
VaDeCine.es en Twitter VaDeCine.es en Facebook
Críticas